Papa Francisco: Un buen músico conoce el valor del silencio, el valor de la pausa

102 Compartidas
102
0
0
0
0

Google News | Grupo en | Grupo en | App | Videos | |


Para los educadores de centros educativos confesionales, esta publicación podría ser de utilidad, sobre todo en un tema tan poco tocado, pero que en esta oportunidad el Papa Francisco, con su inspirada creatividad, comparte su sentir uniendo los objetivos de la religión, la educación religiosa, los músicos y la música.

El Papa Francisco, en medio de una situación muy difícil causada por el Covid 19, se dirige a los músicos que viven de esta profesión, y les ha enviado un videomensaje por medio de los participantes del IV Congreso Internacional de Música.

EL PAPA ESPERA “QUE PRONTO VOLVAMOS A CANTAR, TOCAR Y DISFRUTAR DE LA MÚSICA” (02´ 18”)

Compartimos algunos pensamientos que podrían ayudarnos al diálogo con nuestros estudiantes sobre el tema de la música en el proceso enseñanza – aprendizaje en el área de Formación Religiosa:

  • “La música enriquece a las comunidades eclesiales y a quienes trabajan en el campo de la música, un ámbito muy importante para la liturgia y la evangelización”.
  • “La Biblia ha inspirado innumerables expresiones musicales, entre las cuales páginas fundamentales de la historia de la música: pensemos en el canto gregoriano, en Palestrina, en Bach…; ha inspirado una gran variedad de composiciones en los cinco continentes”.
  • “Muchas comunidades eclesiales, en las últimas décadas, han sabido interpretar los textos sagrados, tanto siguiendo las nuevas formas musicales como valorizando el patrimonio antiguo”.
  • “La herencia musical de la Iglesia es muy variada y puede prestarse no sólo a la liturgia, sino también a la interpretación en concierto, en las escuelas y en la catequesis, y también en el teatro”.
  • “Desde el comienzo de la pandemia de Covid, la actividad en el campo de la música se ha redimensionado considerablemente. Pienso en todos los afectados: en los músicos, que han visto su vida y su profesión trastornadas por las exigencias del distanciamiento, en los que han perdido el trabajo y el contacto social, en los que han tenido que hacer frente, en contextos difíciles, a las necesidades de formación, educación y vida comunitaria”.
  • “Muchos han hecho esfuerzos significativos para seguir ofreciendo un servicio musical dotado de nueva creatividad”.
  • “Se trata de un compromiso válido no sólo para la Iglesia, sino también para el horizonte público, para la propia “red”, para quienes trabajan en las salas de conciertos y otros lugares donde la música está al servicio de la comunidad”.

LA ARMONÍA DE LA VOZ DE DIOS, CONDUCE A LA SINFONÍA DE LA FRATERNIDAD UNIVERSAL (01´ 23”)

  • “Espero que renazca también este aspecto de la vida social, que volvamos a cantar y a tocar y a disfrutar juntos de la música y el canto”.
  • “Miguel Cervantes en el Quijote decía: «Donde hay música, no puede haber cosa mala» (Parte II, c. 34). Muchos textos y composiciones, a través del poder de la música, estimulan la conciencia personal de cada uno y crean también una fraternidad universal”.
  • “Un buen músico conoce el valor del silencio, el valor de la pausa. La alternancia entre el sonido y el silencio es fecunda y permite la escucha, que desempeña un papel fundamental en cualquier diálogo. Queridos músicos, el reto común es escucharnos mutuamente”. 
  • «En la liturgia se nos invita a escuchar la Palabra de Dios. La Palabra es nuestro “texto”, el texto principal; la comunidad nuestro “contexto”».
  • “La Palabra es fuente de sentido, ilumina y guía el camino de la comunidad”.
  • “Sabemos lo necesario que es narrar la historia de la salvación en idiomas y lenguajes que se entiendan bien. También la música puede contribuir a que los textos bíblicos “hablen” en contextos culturales nuevos y diferentes, para que la Palabra divina llegue con eficacia a las mentes y los corazones”.
  • “Pienso especialmente en las civilizaciones indígenas, en las que el enfoque de la música se integra con los demás elementos rituales de la danza y la fiesta. En este contexto, pueden brotar narrativas apasionantes al servicio de la evangelización”.

Publicación relacionada:

  • “La experiencia integral del arte musical incluye también la dimensión de la corporeidad”.
  • «En la tradición popular encontramos a menudo un paralelismo: “Estar bien es cantar bien y cantar bien es estar bien”».
  • “¿El silencio que vivimos está vacío o estamos en fase de escucha? ¿Está vacío o estamos en fase de escucha? ¿Permitiremos, después, que surja un canto nuevo?”
  • “Que el texto y el contexto, presentes ya en una nueva forma, nos estimulen a reanudar nuestro camino juntos, porque «la unidad de los corazones se hace más profunda por la unidad de las voces» (Istr. Musicam sacram, 5)”.
  • “Que las voces, los instrumentos musicales y las composiciones sigan expresando, en el contexto actual, la armonía de la voz de Dios, conduciendo hacia la “sinfonía”, es decir, hacia la fraternidad universal”.

El texto completo lo encuentra en este enlace: TEXTO DEL VIDEOMENSAJE DEL PAPA FRANCISCO AL IV CONGRESO INTERNACIONAL DE MÚSICA

“Es completamente peculiar la importancia de la música, que es un verdadero ambiente en el que los jóvenes están continuamente inmersos, es también una cultura y un lenguaje capaz de suscitar emociones y plasmar la identidad. El lenguaje musical es también un recurso pastoral, que interpela en manera particular la liturgia y su renovación”.

REDACCIÓN WEB DEL MAESTRO CMF



Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *