César Coll: No tiene sentido que niños de 12 años estudien once asignaturas

25K Compartidas
25K
0
0
0
0

Google News | Grupo en | Grupo en | App | Videos |


El Doctor en Psicología y catedrático de Psicología Evolutiva, César Coll (Barcelona, 1950), participó en la elaboración y desarrollo de la ley de educación aprobada en 1990 que amplió la educación obligatoria hasta los 16 años en España. Coll responde a la entrevista telemática de Carina Farreras. Por motivos únicamente educativos, y considerando que podría ser un excelente recurso para mejorar nuestras planificaciones que cambien el planteamiento memorístico y centrado en que los alumnos sean quienes encuentren la aplicación práctica de los conocimientos aprendidos, compartimos partes de la entrevista, y hemos agregado publicaciones relacionadas.

Además hacemos de su conocimiento que las letras en negritas y cursivas son nuestras. Permítannos sugerirles lean la entrevista original y completa en el enlace que indicamos al final.

Publicación relacionada:

CARINA FARRERAS. ¿Por qué hay que cambiarlo todo? ¿Ha quedado obsoleto?

CÉSAR COLL: “Absolutamente. […] Fíjese cuántas cosas han pasado desde entonces: globalización, tecnología, sostenibilidad, cambio climático, ciudadanía global… […]  Con esa información, los países están cambiando los currículos de las escuelas, para definir los contenidos concretos necesarios en cada área de conocimiento y en cada etapa educativa. […]”.

CARINA FARRERAS: ¿Cómo define competencia?

CÉSAR COLL:La capacidad de actuar ante un determinado tipo de situación. Por ejemplo: quiero que el alumno sea competente para trabajar con otras personas en tecnologías digitales. Entonces, tenemos que pensar qué conocimientos necesitará adquirir y movilizar para afrontar esa situación un chaval de 16 años. Y con qué valores. Diseñar el currículo así es distinto que partir de los conocimientos que un informático considera que son esenciales en su disciplina. Por eso, puede que, cuando se publique el currículo definitivo, los especialistas de las diferentes disciplinas no encuentren todo lo que les parece que es importante saber desde el punto de vista de su especialidad. Pero es que no se puede incluir todo. Si se incluyera, al final tendríamos un horario de 75 horas semanales”.

CARINA FARRERAS: …  ¿podrá ser autónomo en la vida? ¿Abrir una cuenta, planificar un viaje…?

CÉSAR COLL: “Esto es lo que se tiene que concretar ahora. En qué queremos que sean competentes y para qué. Todo contenido es importante en la medida que ese conocimiento sea necesario para desarrollar una competencia. […] cuanto más conocimientos se aprenden mejor será y más preparados estarán los jóvenes. Pero hay algunos aprendizajes que son imprescindibles y que los alumnos y las alumnas deben adquirir sí o sí para que, al finalizar la educación básica, su desarrollo personal, profesional y social futuro no se vea comprometido. […] los aprendizajes en los que los currículos deben poner el foco”.

CARINA FARRERAS: La educación es reflejo de una batalla política inacabable.

CÉSAR COLL: “La educación es un campo de batalla ideológico, y de los pocos que quedan. No hay que escandalizarse. Cuando hablamos de currículo hablamos de qué tipo de persona queremos contribuir a formar, y por tanto, de qué sociedad. […]  no creo en un “pacto por la educación” que incluya todos sus aspectos y componentes. Pactemos sobre lo que todos reconocemos que es necesario aprender, cómo ponemos en marcha las políticas que garanticen ese mínimo. Y cómo lo actualizamos sin poner todo patas arriba cada vez que hay un nuevo gobierno.”

CARINA FARRERAS ¿Cómo?

CÉSAR COLL: “[…] Pongámonos de acuerdo en lo mínimo, establezcamos un procedimiento para ­seguir su implantación y una instancia de actualización del currículo y demos cuenta periódicamente al Parlamento de los resultados, de las nuevas necesidades y de los cambios que sea necesario introducir”.

CARINA FARRERAS: Algunos docentes critican que no se preserven los contenidos.

CÉSAR COLL: “[…] No se puede ser competente sin haber adquirido el conocimiento necesario para desplegar el tipo de actuaciones a las que la competencia se refiere. Es necesario adquirir y utilizar ese conocimiento, y eso pone en juego la memoria. Pero no solo la memoria. También la capacidad de movilizar el conocimiento adquirido en las situaciones particulares en las que la competencia se despliega”.

Artículo relacionado:

CARINA FARRERAS: Quizás exista el temor a que las nuevas generaciones no sepan lo que las anteriores aprendieron.

CÉSAR COLL: “Lo que hay que hacer es darles lo que van a necesitar con seguridad, y enseñarles a buscar lo que no saben. Según Andreas Schleicher, director de Educación de la ­OCDE, el sistema español está formando al alumnado para un país que ya no existe. Uno de los elementos del currículo más novedosos es aprender a pedir ayuda. Es imposible, y cada vez lo será más, que lo sepamos todo, y todo lo importante. Por eso lo esencial será saber identificar lo que uno no sabe, saber pedir ayuda, a quién pedirla y cómo utilizarla”.

CARINA FARRERAS: ¿Cómo deben ofrecerse estos aprendizajes deseables?

CÉSAR COLL: “No todos los estudiantes tienen que hacer lo mismo. Tienen diferentes intereses, objetivos, posicionamientos en la vida y talentos. […] Y, al mismo tiempo, debe garantizar que los centros ofrezcan a todo el alumnado la posibilidad de acceder a una amplia gama de los otros aprendizajes, los deseables, y que puedan elegir cuáles ampliar y profundizar en función de sus intereses, talentos y opciones personales”.

CARINA FARRERAS: Con esta propuesta, parece que el alumno estará más cómodo. ¿Se busca que sea feliz?

CÉSAR COLL: “[…] Los alumnos, como los adultos, no se esfuerzan cuando no están motivados. Se puede estudiar por obligación, claro. Pero el objetivo no es conseguir que los alumnos se esfuercen sino conseguir que se motiven, y entonces se esforzarán”.

Artículo relacionado:

CARINA FARRERAS: ¿Se persigue bajar la tasa de abandono?

CÉSAR COLL: “[…] ¿Alguien puede pensar que a los 12 años alguien pueden ­emocionarse con once materias? Hay que revisarlo. […]  Hay que facilitar y promover que los centros adopten organizaciones curriculares superadoras […]”.

CARINA FARRERAS: El currículo exige un cambio en la manera de enseñar.

CÉSAR COLL: “Ya hay docentes que lo hacen, solo que a base de coste personal, dedicando muchas más horas y a pesar del currículo actual y, en ocasiones, de las exigencias de la normativa. Hay que promover que se sumen más. Y dar recursos. […]”.

Artículo recomendado:

CARNA FARRERAS: ¿En qué consiste aprender por competencias?

CÉSAR COLL: “Consiste en tener claro que el conocimiento se adquiere y se tiene para poder hacer algo que tenga sentido a nivel personal y social. […]  si uno no los pone al servicio de actuaciones que mejoren la sostenibilidad y el medioambiente, esos conocimientos son inertes. Un enfoque competencial no quiere decir que los conocimientos no son importantes. Son importantísimos, porque si uno no los tiene, no puede actuar de manera eficaz y eficiente. Pero el énfasis se pone en utilizar el conocimiento. En actuar de manera competente”.

CARINA FARRERAS: ¿Se puede aprender sin memorizar?

CÉSAR COLL: “No, es imprescindible. Pero una cosa son planteamientos memorísticos y otra memorizar […]  Los psicólogos diferenciamos entre la memoria comprensiva, que es cuando uno aprende algo, lo comprende, lo relaciona con cosas que ya sabe y es capaz de utilizarlo. Y la memoria repetitiva o mecánica. El aprendizaje escolar se ha basado durante mucho tiempo en que los conocimientos había que adquirirlos mecánicamente, […]”.

CARINA FARRERAS: Usted diferencia entre aprendizajes imprescindibles y aprendizajes deseables. ¿Puede explicarlo?

CÉSAR COLL: “Los aprendizajes básicos imprescindibles son aquellos que, si un alumno no los tiene, ello va a condicionar su futuro, le va a impedir hacer un proyecto de vida personal y profesional satisfactorio. Y hay otros que son deseables: cuanto más sepa mejor, […] Nuestra propuesta es que todos los alumnos adquieran los primeros y que todos los centros ofrezcan a todos los alumnos cuantos más aprendizajes deseables posibles mejor, eligiendo, dentro de su autonomía y atendiendo al perfil de su alumnado, aquellos que consideren adecuados. El problema del currículo actual es que muchos de los aprendizajes imprescindibles no están. Y muchos de los aprendizajes que hay, en realidad, no son imprescindibles, son deseables”.

Artículo recomendado:

CARINA FARRERAS: Un sector del profesorado teme que la reforma baje el nivel, y cree que lo importante sería destinar más recursos y bajar el número de alumnos por clase.

CÉSAR COLL: “Entiendo la preocupación, pero en ningún caso nuestra propuesta tiene el sentido de bajar el nivel. No proponemos solo garantizar que todos los alumnos adquieran unos aprendizajes básicos para que no sean excluidos socialmente, sino que los centros también ofrezcan al alumnado alcanzar el máximo al que puedan llegar. Y una cosa no quita la otra: hacer un currículo abierto, competencial, que permita la personalización y dé mucha autonomía a los centros exige de las Administraciones educativas que creen las condiciones adecuadas en profesorado, ratios, tiempo para que los docentes se coordinen y planifiquen, y formación. Lo que a su vez implica una necesidad de inversión y dinero”.

Este contenido ha sido publicado originalmente en este enlace: CÉSAR COLL: “NO TIENE SENTIDO QUE NIÑOS DE 12 AÑOS ESTUDIEN ONCE ASIGNATURAS”

“Ahora lo que hace falta es ir hacia un modelo de educación interconectada y distribuida, y eso lo deben hacer los profesionales de la educación. Somos los docentes los que podemos hacer este acompañamiento y ayudar al alumnado a maximizar el provecho de los recursos y oportunidades de aprendizaje, vengan de donde vengan”
(Podcast, UNIVERSITAT DE BARCELONA)

REDACCIÓN WEB DEL MAESTRO CMF



3 Comentarios
  1. Este tipo de reflexiones sobre el currículo debiera estar presentándose en los colegios y escuelas .
    Los docentes deben ser parte de loscambios, recibir las capacitaciones pertinentes para poder ser partícipes activos del futuro de las nuevas generaciones . Es cierto que estamos enseñando de manera obsoleta, también es cierto que hay docentes que buscan estrategias para desarrollar habilidades, no obstante, no es suficiente.
    Estamos al debe con nuestro estudiantes y hay que fortalecer el sistema educativo cuanto antes.

  2. Yo soy quien soy y lo que sé, precisamente gracias a esas cargas académicas.
    Doy gracias a ello.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.



También le puede interesar: