4 cosas que deben hacer los docentes para evitar el agotamiento laboral, según la neurociencia

2K Compartidas en:
2K
0
0
0
0
El agotamiento laboral es un tipo especial de estrés relacionado con el trabajo, un estado de agotamiento físico o emocional que también implica una ausencia de la sensación de logro y pérdida de la identidad personal.
El “agotamiento” no es un diagnóstico médico. Algunos expertos piensan que hay otros trastornos, como la depresión, detrás del agotamiento.

Algunas investigaciones sugieren que muchas personas que experimentan síntomas de agotamiento laboral no creen que sus trabajos sean la causa principal. Cualquiera que sea la causa, el agotamiento laboral puede afectar la salud física y mental. Considera cómo saber si tienes problemas de trabajo y qué puedes hacer al respecto.

4 cosas que debe hacer para evitar el agotamiento laboral, según la neurociencia

Aunque el agotamiento laboral no es un diagnóstico médico, es considerado un tipo especial de estrés relacionado con el trabajo

¿Siente que le falta energía para tener productividad constante?, ¿le resulta difícil concentrarse?, ¿sus logros no le dan satisfacción? o ¿está desilusionado de su trabajo ? Si respondió afirmativamente estas preguntas, posiblemente esté experimentando agotamiento laboral.

¿Qué es?

Aunque el agotamiento laboral no es un diagnóstico médico, es considerado un tipo especial de estrés relacionado con el trabajo y puede llegar a afectar la salud física y mental. Además, puede ser el resultado de diversos factores como: expectativas laborales poco claras, hostigamiento de parte de sus compañeros, falta de apoyo en algunas actividades, desequilibrio entre el trabajo y la vida privada, entre otros.

Síntomas de agotamiento laboral

Hazte las siguientes preguntas:

  • ¿Te has vuelto cínico o crítico en el trabajo?
  • ¿Te arrastras al trabajo y tienes problemas para empezar?
  • ¿Te has vuelto irritable o impaciente con tus compañeros de trabajo, jefes o clientes?
  • ¿Te falta energía para tener una productividad constante?
  • ¿Te resulta difícil concentrarte?
  • ¿Tus logros no te dan satisfacción?
  • ¿Te sientes desilusionado con tu trabajo?
  • ¿Estás usando la comida, drogas o el alcohol para sentirte mejor o simplemente no sentir?
  • ¿Han cambiado tus hábitos de sueño?
  • ¿Estás preocupado por dolores de cabeza inexplicables, problemas estomacales o intestinales, u otras quejas físicas?

Si respondiste afirmativamente a cualquiera de estas preguntas, es posible que estés experimentando agotamiento laboral. Considera la posibilidad de hablar con un médico o un profesional de la salud mental, ya que estos síntomas también pueden estar relacionados con problemas de salud, como la depresión.

Con el propósito de que una persona pueda continuar con su rutina diaria, pese al agotamiento que esté experimentando, el neurocirujano Mark McLaughlin recomendó en Business Insider hacer las siguientes actividades que le funcionan cuando se encuentra en esa situación:

1. Pausa productiva

“Un corto período de reflexión enfocado sobre preguntas específicas conduce a la claridad de la acción y la tranquilidad” , señala. Él recomienda usarla regularmente antes de que comience el día laboral y durante el transcurso de las horas. “Cierro los ojos de 10 segundos a uno o dos minutos y salgo del mundo externo […]. Esta es una estrategia de ‘ir a’ para mí en un día lleno de estrés […]. Es crear tu propia habitación verde en tu mente”.

2. Asociaciones

El especialista explica que una mentoría significativa protege contra el agotamiento. “De hecho, todavía llamo a mi director de becas ‘Entrenador’ cuando me dirijo a él en situaciones difíciles. Tener este tipo de salvavidas para ‘llamar a un amigo’ es extremadamente reconfortante en tiempos difíciles”.

3. Curiosidad

Debido a que el aprendizaje permanente puede llevar a la felicidad a una persona, McLaughlin recomienda lograrlo a través de la lectura . Esto implica, no sólo leer de forma tradicional lo que nos guste, sino abrir nuestra mente a nueva información relevante en internet, escuchar podcast o audiolibros, asistir a eventos y mantener conversaciones con todo tipo de personas, incluso con las que no compartimos la misma perspectiva para sacarnos de nuestra zona de confort.

4. Administración

Administrar nuestro tiempo para realizar otras actividades que nos llene el espíritu ayuda a afrontar el agotamiento que estamos viviendo; de esta manera, además de despejar nuestra mente, encontramos un sentido de propósito y una fuente de satisfacción personal. “Stephen Covey tenía un doctorado en religión, pero que optó por hablar, al menos inicialmente, con gente de negocios, nos dijo hace mucho tiempo que compartir y ayudar a los demás a ser lo mejor es un elemento crítico de una vida en la que somos efectivos y felices. Compartir tus propias perlas de sabiduría ganada con tanto esfuerzo con otros puede mantenerte conectado y enfocado”.

Cómo manejar el agotamiento laboral

Trata de tomar medidas. Para empezar:

  • Evalúa las opciones. Habla de tus preocupaciones específicas con el supervisor. Tal vez puedan trabajar juntos para cambiar las expectativas o alcanzar compromisos o soluciones. Trata de establecer metas para lo que debes hacer y lo que puede esperar.
  • Busca apoyo. Ya sea que te comuniques con tus compañeros de trabajo, con amigos o con seres queridos, el apoyo y la colaboración pueden ayudarte a sobrellevar la situación. Si tienes acceso a un programa de asistencia para empleados, aprovecha los servicios pertinentes.
  • Prueba a hacer una actividad relajante. Explora programas que puedan ayudarte con el estrés, como el yoga, la meditación o el tai chi.
  • Haz algo de ejercicio. La actividad física regular puede ayudarte a lidiar mejor con el estrés. También puede hacer que tu mente se desconecte del trabajo.
  • Duerme un poco. El sueño restaura el bienestar y ayuda a proteger la salud.
  • Consciencia plena. La atención plena es el acto de concentrarse en el flujo de la respiración y ser intensamente consciente de lo que estás percibiendo y sintiendo en cada momento, sin interpretación ni juicio. En un entorno laboral, esta práctica implica enfrentarse a situaciones con franqueza y paciencia, y sin juicio.

Esperamos que la información mostrada haya sido de ayuda para la comunidad docente.


Este contenido ha sido publicado originalmente por Gestión y Mayo Clinic 



Total
2K
Shares
2K Compartidas en:
Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.



TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR

900 juegos para clase de educación física

Además del clásico calentamiento que incluye carrera, estiramientos y ejercicios generales y específicos, también es interesante utilizar formas…