Creo que no podemos tener un buen sistema educativo sin un cuerpo docente respetado por la sociedad

14K Compartidas
14K
0
0
0
0

Google News | Grupo en | Grupo en | App | Videos | |


Es profesor en la Universidad de Grenoble (Francia), Gilles Lipovetsky (París, 1944) “analiza lo que se ha considerado la sociedad posmoderna, con temas recurrentes como el narcisismo apático, el consumismo, el hiperindividualismo psicologista, la deserción de los valores tradicionales, la hipermodernidad, la cultura de masas y su indiferencia, la abolición de lo trágico, el hedonismo instanteneista, la pérdida de la conciencia histórica y el descrédito del futuro, la moda y lo efímero, los mass media, el culto al ocio, la cultura como mercancía, el ecologismo como disfraz y pose social, entre otras” . (Wikipedia).

En una entrevista realizada en el 2016 por Berna González, el Profesor Lipovetsky opinó que: “La tecnología no es la solución a nuestros problemas sino la educación. El siglo XXI va a ser el siglo de la educación y ese es un reto colectivo. […] Y el futuro no lo hace Facebook ni las máquinas, el futuro lo debe preparar el Estado. Hay medios mediocres porque hay un mercado que pide eso. Si la gente se interesa en la vida sexual de los famosos es porque no tiene otros centros de interés. Los medios no son la causa, solo están porque hay mercado. Es la escuela lo importante”. “NO ESTAMOS PREPARANDO A LOS NIÑOS DE HOY PARA LO DIFÍCIL”.

Gracias a la publicación de El País (España), BBVA y Editorial Santillana, compartimos con fines únicamente educativos y de formación permanente, partes del diálogo del profesor Lipovetsky y un variado auditorio, absolviendo preguntas sobre la inversión en educación, los modelos de libertad y autonomía para los hijos, rol de los profesores, formación docente, uso de las redes sociales, formación del pensamiento crítico en los estudiantes, el escepticismo informativo, la inteligencia artificial, la nanotecnología, la conquista del espacio, la economía de mercado, la tecnociencia, la felicidad y el bienestar, el optimismo y temas relacionados a la educación y la formación personal.

La Web del Maestro CMF, según su política de publicaciones, no necesariamente comparte las opiniones del profesor Gilles Lipovetsky. Dejamos a consideración del lector el análisis de sus opiniones y sus propuestas educativas, como lo hemos indicado en esta serie Aprendamos juntos, para sumar por la educación.

Compartimos los enlaces del video completo y dos momentos destacados, recomendándoles leer íntegramente la transcripción en el enlace que indicamos al final del artículo, para conocer el diálogo completo de este interesante encuentro. Nuestro propósito quiere ser una invitación a seguir entusiasmados en nuestra formación permanente, conociendo las opiniones de especialistas cercanos al mundo educativo. Hacemos presente que las letras en negritas y cursivas son nuestras.

IVONNE: … ¿Crees tú que los padres estamos protegiendo demasiado a nuestros hijos?

GILLES LIPOVETSKY: “[…] Pienso que el problema de la educación, hoy en día, consiste en que, ahora, los padres sufren una serie de dificultades para ejercer su autoridad. Ahora tenemos un nuevo modelo educativo que se instauró, que se puso en marcha, en los años 70. […] Hemos pasado a un modelo de seducción: tenemos que escuchar a los niños, y el gran problema es que el niño debe ser feliz. Tiene que ser feliz y poder satisfacer sus deseos. Y eso es algo bueno. Me parece bien. Ojalá me hubieran educado así. Pero el problema es que hay excesos. […] Ahora tenemos padres que ya no consiguen hacerse respetar, imponer leyes, reglas, y eso es muy negativo para los niños. Los niños necesitan reglas. No hace falta convertirse en un déspota, no tiene nada que ver. Pero la ausencia de reglas desorganiza la vida psíquica de los niños. El problema de nuestros tiempos es que educamos a los niños para que sean autónomos. […] Creo que el problema de hoy en día es cómo educar para la autonomía individual, preparar su autonomía, porque valoramos dicho modelo, no queremos hijos serviles, obedientes, sino niños que ejerzan su voluntad, su libertad individual, pero, al mismo tiempo, necesitan normas. La autonomía no puede ser una autonomía total. Ser libre no consiste en hacer cualquier cosa. […] Creo que, globalmente, nos dirigimos, inevitablemente, hacia un modelo ansiogénico, porque ya no tenemos modelo alguno. Simplemente, el modelo tradicional ha explotado. […] Y creo que… ahora las personas tienen que encontrar, que inventar, un modelo educativo, y eso no es fácil”.

Artículo recomendado:

CARMEN: … ¿cuál cree que es el papel de los maestros o profesores en la sociedad?

GILLES LIPOVETSKY: “Ha mencionado un problema muy importante. Que es, creo yo, la degradación de las condiciones laborales de los profesores y, al mismo tiempo, la degradación de su estatus simbólico en la sociedad. […] Creo que no podemos tener un buen sistema educativo sin un cuerpo docente respetado por la sociedad. […] el profesor tiene que poder ejercer una autoridad, que no quiere decir despotismo, la autoridad es otra cosa. Tienen que recibir un salario correcto. Tienen que recibir formación. Tienen, al menos en ciertos barrios, que poder enseñar ante un público de jóvenes no excesivamente numeroso para poder desempeñar correctamente su trabajo. […] en muchos casos, los profesores ya no pueden ejercer autoridad en sus aulas. Mientras que, en el pasado, un maestro, un profesor que regañaba o castigaba a un alumno, tenía el apoyo de los padres. Hoy en día, algunos padres acuden a los centros para insultar al profesor. Los padres, en ciertos casos, pueden oponerse a las decisiones del profesor, de los profesores, respecto a la orientación de los alumnos. Creo que se ha producido una degradación, una pérdida de confianza en los profesores. […] Los profesores son personas que, en general, no están impulsadas por la pasión del dinero. Para eso mejor dedicarse a otra cosa. Son personas que aman su profesión. […] No es cierto que internet vaya a hacer prescindibles a los profesores. […] ¿Cómo enseñar hoy en día en la era de internet? Porque los profesores son absolutamente necesarios. No es cierto que internet vaya a hacer prescindibles a los profesores. Hay teóricos que han desarrollado esa tesis. Yo estoy en contra de esa visión. Pienso que cada vez necesitamos más profesores. El factor humano es esencial en la formación. […] Los estados deben tomarse la formación de los profesores como una inversión, no como un gasto. Es una inversión para el futuro. […] Puede haber una ciencia de la educación, desde luego, pero la pedagogía no es una ciencia; es un arte”.

Artículo relacionado:

NECESITAMOS QUE LA SOCIEDAD RESPETE A LOS DOCENTES  (MOMENTO DESTACADO 06´ 31”)

GUILLERMO: … He leído en uno de sus libros que la educación debería hacerse cargo de la formación del espíritu crítico y de la creatividad. ¿Por qué piensa usted que estos puntos son tan importantes?

GILLES LIPOVETSKY: “[…] Hay que desarrollar lo que podemos llamar “espíritu de análisis”. Pienso que el espíritu crítico es esencial, primero, para el individuo personal, para garantizar que pueda tener ideas que le sean propias. Simplemente, porque en eso consiste la libertad de pensamiento. Si valoramos la libertad individual, debemos desarrollar el espíritu crítico. Como ya sabe, hay un problema de máxima actualidad, que es el de las “fake news”. La difusión permanente de contra-verdades. Y aquí enlazamos con la escuela: la escuela debe imperativamente, hoy en día, incluir una formación sobre cómo utilizar las redes sociales, enseñándoles a los niños, a los jóvenes, que está muy bien visitar páginas web y todo, sí, pero no de cualquier manera. […] la primera regla es consultar otro sitio. Nunca hay que contentarse con una sola fuente. Hay que buscar otras y comparar. […] Es mejor recurrir a sitios web o periódicos oficiales que firman con su nombre, y no bajo pseudónimo, lo cual permite decir cualquier disparate. El espíritu crítico, en concreto, significa eso. […] La amenaza viene de las redes sociales, de las “fake news”, y en esto la escuela es esencial. Si les damos buenos reflejos, enseñándoles a los niños, mediante ejercicios… […] Y es esencial. Si no, los niños no lo saben, leen algo y se lo creen. […]”.

PENSAR LIBREMENTE NO ES DECIR CUALQUIER COSA (MOMENTO DESTACADO 05´ 35”)

DUNIA: … ¿cuál crees que es la diferencia entre el bienestar y la felicidad?

GILLES LIPOVETSKY: “Podemos considerar que el bienestar, hoy en día… se centra, en nuestra sociedad, en el bienestar material. Vivir con buena salud, disfrutar de una buena vivienda, tener herramientas modernas… […] ahora le hemos añadido la dimensión del bienestar interior. El bienestar psicológico. Hoy por hoy, hay una demanda muy fuerte de bienestar personal. […] El bienestar material no es lo mismo que la felicidad. […] La felicidad es difícil de definir, pero bueno, en resumen, somos felices cuando estamos en armonía con nosotros mismos. Cuando nos sentimos bien con nosotros mismos y con los demás. La felicidad se ha convertido en una especie de valor central del individualismo de nuestro tiempo. [… hay] un progreso enorme a nivel material, pero no hemos progresado de la misma forma con respecto a la felicidad. […] La felicidad no es una materia que se pueda enseñar. Tenemos que enseñar herramientas. Tenemos que enseñar lo que os haga pensar. […] Lo que os permita ampliar vuestra gama de elecciones en la vida. Eso no da la felicidad, pero puede contribuir a ella”. 

Publicación relacionada:

LA IMPORTANCIA DE LA EDUCACIÓN EN LA ERA DEL INDIVIDUALISMO (VIDEO COMPLETO 01h 09´ 19”)

JOSÉ ÁNGEL: … quería preguntarle si es usted optimista o pesimista con respecto al mundo en el que vivimos hoy en día y si puede darme algunas razones.

GILLES LIPOVETSKY: “Primero respondo a la pregunta: soy optimista. […] baso mi sentimiento en dos o tres consideraciones. En primer lugar, pienso que el desarrollo de las ciencias y las técnicas acarrea muchas desgracias, pero también muchas soluciones. […] gracias a eso, los hombres, globalmente, es algo que veo, viven mejor, viven más tiempo. […] si las sociedades humanas hacen un esfuerzo considerable para invertir en la formación de los jóvenes, pero también de los trabajadores a lo largo de su vida, creo que es una herramienta considerable para avanzar en la dirección correcta. […] No es cierto que las sociedades contemporáneas ya no tengan valores, ya no tengan un rumbo, sí que lo tienen. Seguimos creyendo en la libertad, en la igualdad. Combatimos la injusticia. Lo que pasa es que somos sociedades libres. Entonces, hay desacuerdos, y eso es normal, porque si todos estuviéramos de acuerdo, eso significaría que hemos impuesto una única verdad. […] no estamos condenados a una decadencia moral, no hay razón para perder la esperanza. Tenemos razones para luchar, para movilizarnos, para alertar, pero no para desanimarnos. […] Así que soy un optimista de voluntad porque es necesario para la acción, y también soy un optimista moderno, quizá, y no hipermoderno, porque creo en la ciencia. […]”.

La transcripción completa de este conversatorio lo puede Usted leer aquí: NECESITAMOS QUE LA SOCIEDAD RESPETE A LOS DOCENTES

Esta publicación corresponde a SERIE DE VIDEOS: APRENDAMOS JUNTOS, PARA SUMAR POR LA EDUCACIÓN

“Por un lado somos una generación que cultiva la autonomía, pero por el contrario no podemos vivir sin la mirada del otro. Mientras más progresa el individualismo, menos nos soportamos solos”. (06/02/2020)

REDACCIÓN WEB DEL MAESTRO CMF



1 Comentario
  1. Es la primera vez que estoy de acuerdo con un autor, estoy segura que la familia, la escuela (desde el portero hasta la maestra) son los responsables de la educación de los estudiantes (todas las etapas), la tecnología representa una herramienta un medio para informar, pero jamas podrá sustituir a los padres y maestros con vocación, pasión y comprometidos con los lineamientos para la formación del ser humano integral.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *



También le puede interesar: