Teorías conductistas del aprendizaje

3K Compartidas
3K
0
0
0
0

Google News | Grupo en | Grupo en | App | Videos | |


El conductismo surge de una teoría psicológica y posteriormente se adapta su uso en la educación esta es la primera teoría que viene influir fuertemente la forma de cómo se entiende el aprendizaje humano.
Estudia la conducta humana que es observable y que es basada en estímulos externos y en las respuestas a esos estímulos.

El conductismo, según John Broadus Watson es el estudio experimental objetivo y natural de la conducta. Para B. F. Skinner el conductismo es una filosofía de la ciencia de la conducta.

Según Wikipedia se pueden identificar más de 10 formas de conductismo » desde el propuesto por Watson hasta nuestros días; pasando por el conductismo de Tolman, Hull y Skinner, el interconductismo y la psicología interconductual de Kantor, el conductismo teleológico de Rachlin, empírico de Bijou, teórico de Staddon y biológico de Timberlake, el contextualismo funcional de Hayes entre otros.

El génesis del Conductismo

Las teorías asociativas son, desde su fundamento epistemológico, empiristas. Dentro de la corriente empirista uno de los primeros exponentes es justamente Aristóteles, quiera fuera alumno sobresaliente de la Academia de Platón.

Para Aristóteles el conocimiento se encontraba en la experiencia sensorial. A este tipo de conocimiento se lo denomina asociacionista, porque se generan nuevos conocimientos a partir de las asociaciones que logra con imágenes que provienen de los sentidos y de la experiencia.

Para Aristóteles, aprendemos gracias a las leyes de la asociación, que son la contigüidad, la similitud y el contraste. La teoría Asociacionista que Aristóteles mencionaba se desarrolló en su totalidad en Gran Bretaña y es llamada teoría conductista. o. Los filósofos empiristas Hume y Locke (siglo XVII –XVIII) han reformularon los principios del aprendizaje asociativo llegando a nuestros días como teorías psicológicas del aprendizaje.

La Teoría Conductista

La Teoría Conductista es entendidas como asociativas, más precisamente como un asociacionismo conductual, la teoría conductista se desarrolla principalmente a partir de la primera mitad del siglo XX y permanece vigente hasta mediados de ese siglo, cuando surgen las teorías cognitivas.

La teoría conductista, desde sus orígenes, se centra en la conducta observable intentando hacer un estudio totalmente empírico de la misma y queriendo controlar y predecir esta conducta.

Esta se centra en la conducta observable, su objetivo es conseguir una conducta determinada, para lo cual analiza el modo de conseguirla, la teoría conductista postulan el aprendizaje por condicionamiento a través del modelo de estímulo-respuesta.

Los conductistas estudian el aprendizaje concentrándose en las conductas abiertas que pueden ser observadas y medidas. Ven las conductas como determinadas por eventos externos al aprendiz, por estímulos que producen respuestas o por reforzamiento que mantienen esas relaciones estímulo – respuesta.

Los padres del Conductismo

Un pionero en las investigaciones bajo condiciones controladas de laboratorio fue el psicólogo Edward Thorndike. Según su teoría, el aprendizaje se explica como una conexión o nexo entre un estímulo (E) que se da en el ambiente, una respuesta (R) que se produce en el cerebro de la persona y el efecto que viene inmediatamente después como recompensa.

Esta es la denominada Ley del Efecto: si a una respuesta le sigue una recompensa, ese esfuerzo psicológico aumenta la probabilidad de que la misma respuesta se produzca con frecuencia en el futuro; en esta forma se da un aprendizaje efectivo. De esta ley se deriva la teoría del aprendizaje por ensayo y error.

Edward Thorndike y para otros pioneros en esta teoría no hay nada en el intelecto que no haya pasado por los sentidos. Todos los estímulos son neutros. Los organismos son todos equivalentes

El aprendizaje se realiza a través del proceso recompensa-castigo.
En la teoría conductista el sujeto es pasivo

El Sujeto responde a las complejidades del medio. Lo relevante en el aprendizaje es el cambio en la conducta observable de un sujeto, cómo éste actúa ante una situación particular. No están interesados particularmente en los procesos internos del sujeto debido a que postulan la “objetividad”, en el sentido que solo es posible hacer estudios de lo observable.

Para las Teorías Conductistas la conciencia, que no se ve, es considerada como «caja negra»
Tipos de Condicionamiento

Esta teoría posee dos variantes:

  • Condicionamiento clásico
  • Condicionamiento instrumental y operante
El condicionamiento clásico

También llamado condicionamiento pavloviano, condicionamiento respondiente, modelo estímulo-respuesta o aprendizaje por asociaciones (E-R), es un tipo de aprendizaje asociativo que fue demostrado por primera vez por Iván Pávlov.

El perro de Pavlov

Este autor ideó unos experimentos con perros que son la base del condicionamiento clásico. Se dio cuenta de que al ponerle la comida al perro, este salivaba.

Cada vez que le pusiera la comida, Pavlov hacía sonar una campana, de modo que, cuando el perro la escuchaba, asociaba ese sonido con la comida y salivaba. Así, el perro estaba dando una respuesta (en este caso, la salivación) a un estímulo (la campana). La próxima vez que escuchara la campana, independientemente de si iba unida a la comida, empezaría a salivar.

El condicionamiento operante

Es una forma de aprendizaje mediante el cual un sujeto tiene más probabilidades de repetir las formas de conducta que conllevan consecuencias positivas y, por el contrario, menos probabilidades de repetir las que conllevan consecuencias negativas.

El condicionamiento operante es un tipo de aprendizaje asociativo que tiene que ver con el desarrollo de nuevas conductas en función de sus consecuencias, y no con la asociación entre estímulos y conductas como ocurre en el condicionamiento clásico.
El gato de Thorndike – condicionamiento instrumental

El psicólogo Edward Thorndike (1874-1949) fue uno de los pioneros en el estudio del condicionamiento instrumental. Para ello, ideó sus denominadas “cajas de solución de problemas”, que eran jaulas de las que los gatos (que eran los animales con los que trabajaba) podían escapar mediante acciones simples como manipular un cordón, presionar una palanca o pisar una plataforma. Como incentivo para resolver el problema, el gato podía ver y oler que fuera de la caja había comida, pero no podía alcanzarla.

Al principio, el gato comenzaba a hacer movimientos azarosos, hasta que casualmente resolvía el problema, por ejemplo tirando de la polea que abría la jaula. Sin embargo, cada vez que Thorndike metía al gato en la jaula, tardaba menos en salir. Esto se debía a que se estaba produciendo un condicionamiento operante: la conducta de tirar de la polea estaba siendo reforzada por su consecuencia (la apertura de la caja y la obtención de la comida). Esta conducta, al ser reforzada, se convertía en la conducta más probable en un futuro cuando las circunstancias eran similares.

Thorndike defendía que todos los animales, incluyendo al ser humano, resuelven los problemas mediante el aprendizaje por ensayo y error.

Las Aplicaciones en la educación

Las aplicaciones en educación se observan desde hace mucho tiempo y aún siguen siendo utilizadas, en algunos casos con serios reparos.

Enfoques conductistas están presentes en programas computacionales educativos que disponen de situaciones de aprendizaje en las que el alumno debe encontrar una respuesta dado uno o varios estímulos presentados en pantalla. Al realizar la selección de la respuesta se asocian refuerzos sonoros, de texto, símbolos, etc., indicándole al estudiante si acertó o erró la respuesta.

Pero también existen otras situaciones que se observan en educación y que son más discutibles aún, como por ejemplo el empleo de premios y castigos en situaciones contextuales en las que el estudiante guía su comportamiento en base a evitar los castigos y conseguir los premios, sin importarle mucho los métodos que emplea y sin realizar procesos de toma de conciencia integrales.

Hoy día hay consenso en estimar un conjunto de aprendizajes posibles de desarrollar mediante esquemas basados en las teorías conductistas, tales como aquellos que involucran reforzamiento de automatismos, destrezas y hábitos muy circunscritos (recitar una secuencia de nombres, consolidar el aprendizaje de tablas de suma y de multiplicar, recordar los componentes de una categoría [elementos químicos, adverbios, etc.], etc.

Enseñanza

Se centra en la conducta observable intentando hacer un estudio totalmente empírico de la misma y queriendo controlar y predecir esta conducta.

Su objetivo es conseguir una conducta determinada para ello analizara el modo de conseguirla.

Es considerado como el modelo que se fundamenta en el estudio de experiencias internas o sentimientos a través de métodos mecanizados, dando lugar al desarrollo de procesos repetitivos.

En el Conductismo El PROFESOR ES RESPONSABLE DEL PROCESO
Aprendizaje

Para los Teóricos Conductistas, lo relevante en el aprendizaje es el cambio en la conducta observable de un sujeto, cómo éste actúa ante una situación particular. La conciencia, que no se ve, es considerada como «caja negra». En la relación de aprendizaje sujeto – objeto, centran la atención en la experiencia como objeto, y en instancias puramente psicológicas como la percepción, la asociación y el hábito como generadoras de respuestas del sujeto. No están interesados particularmente en los procesos internos del sujeto debido a que postulan la “objetividad”, en el sentido que solo es posible hacer estudios de lo observable.

El Papel del Docente – Es el Moldeador de Mentes – y Alumnos
En el conductismo el docente funciona como el alfarero que moldea el barro

El enfoque conductista está basado en un modelo de comunicación vertical que sitúa al docente por encima del alumno asumiendo la figura o el rol de emisor activo de las situaciones y los contenidos y al alumno lo representa como un ‘ser pasivo’, que recibe la información.

El papel del docente consiste en modificar las conductas de sus alumnos en el sentido deseado, proporcionándoles los estímulos adecuados en el momento oportuna

La Evaluación
La evaluación en el modelo conductista es el control periódico de los cambios de conducta especificados en los objetivos, mediante la aplicación de pruebas objetivas.

El dominio de estas conductas por parte de los estudiantes determina su promoción al aprendizaje de una nueva conducta. En este sentido, el desarrollo del sujeto de la educación es entendido como la acumulación de saberes o conocimientos atomizados de la ciencia, que deben ser periódicamente controlados con fines de aprobación o reprobación.

Principales características del Conductismo :
  • El intento de predecir y controlar la conducta de forma empírica y experimental
  • La enseñanza se plantea como un programa que modifica la conducta del alumno.
  • Condiciona al alumno a realizar actividades previamente definidas.
  • Desarrolla alumnos receptores de la información.
  • Fomenta la memorización de los contenidos.

La pirámide de la enseñanza por medio del Conductismo

Sus Ventajas y Desventajas
VentajasDesventajas
Se logra una conducta deseada.

Se logra una relación entre un estimula y que este produce una respuesta.

Es observable.

Dado la posibilidad de planificar, organizar y regular la conducta humana.

Enseñar el vocabulario por ejemplo mostrando dibujos junto con los nombre impresos de las cosas dibujadas.

Mecaniza al alumno.

 

El aprendizaje como algo mecánico, deshumano y reduccionista.

 

No considera el carácter cualitativo-emocional de la conductos humana

Este contenido ha sido publicado originalmente por Teorías del Aprendizaje en la siguiente dirección: teoriasdeaprendizajesite.wordpress.com



Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *



También le puede interesar: